Rinden homenaje póstumo a Raúl Araiza en el Día de la Academia

En el marco del Día de la Academia, la Cineteca Nacional en colaboración con la Academia Mexicana de Artes y Ciencias Cinematográficas, realizó un homenaje póstumo a Raúl Araiza, cineasta galardonado con el Ariel en 1978 por su ópera prima "Cascabel" (1976).

En una charla informal, el presidente de la Academia, Juan Antonio de la Riva, los cineastas Víctor Ugalde y Julián Hernández, así como la actriz y ex esposa del homenajeado, Norma Herrera, recordaron al director de cintas como "Cascabel", "Fuego en el mar" y "La trampa, mismas que se proyectaron en la sala 9.

Norma Herrera afirmó que Raúl Araiza dejó un legado cinematográfico importante y disculpó la ausencia de sus hijos, por motivos de trabajo: "Don Raúl siempre fue un apasionado del cine y será inolvidable".

Dijo que le emocionó saber de este homenaje en la Cineteca Nacional, sobre todo porque vivió de cerca la vida del cineasta: "El día de 24 horas, lo hacía de 48 y no descansaba hasta terminar una idea, tal y como ocurrió en la cinta 'Fuego en el mar', donde son escenas verdaderas que pusieron en peligro su vida.

"Viví el amor al cine junto a él y creo que él se realizó, logró hacer del cine una obra de arte, él instituyo los ensayos, hizo trabajo de actores no sólo en el cine sino en las telenovelas, como se hacen ahora. Se atrevió hacer cosas que otros cineastas no hacían", declaró Herrera.

Por su parte, Juan Antonio de la Riva, leyó la ficha biográfica de quien llevara el nombre de Héctor Raúl Cadena Araiza, para luego cederle la voz a Víctor Ugalde, quien felicitó a la Academia y a la Cineteca por hacer este tipo de homenajes, especialmente para acercar a la juventud a los grandes del cine.