Marcharán en Argentina para exigir políticas contra feminicidios

Miles de personas marcharán mañana en un centenar de ciudades de Argentina para exigir políticas públicas efectivas en contra de la imparable ola de feminicidios que, sólo en los últimos siete años, dejó un saldo de mil 808 mujeres asesinadas.

La convocatoria "Ni una menos", nacida hace tres semanas en las redes sociales, tuvo un efecto multiplicador ante la constancia de que cada vez más mujeres, incluso adolescentes, son estranguladas, acuchillada y golpeadas, en su mayoría por maridos o exparejas.

El acto se convocó inicialmente en el Congreso, en Buenos Aires, en donde ya confirmaron su asistencia organizaciones sindicales, sociales, de derechos humanos, universitarias, partidistas, religiosas, periodistas, escritoras, activistas, feministas y familias y personas sin adhesión a ninguna sigla.

La demanda central será la implementación del Plan Nacional de Acción para la Prevención Asistencia y Erradicación de la violencia contra las mujeres, el cual fue aprobado hace ocho años pero sigue sin entrar en plena vigencia.

También se exigirá que esta ley se cumpla integralmente, con monitoreo y presupuesto, y que se garantice el acceso a la Justicia a las víctimas con patrocinio jurídico, además de que las causas que tramitan en el fuero civil y penal se unan para agilizar el caso.

La realización de estadísticas oficiales sobre feminicidios es otra de las demandas, ya que únicamente la organización no gubernamental "La casa del encuentro" realiza un monitoreo de los feminicidios registrados en los medios de comunicación.

En el pliego petitorio que las organizadoras han hecho firmar a varios políticos, se incluye la garantía de una educación sexual integral en todos los niveles y protección a las víctimas, ya que es difícil para una mujer que vive una situación de violencia realizar la denuncia y mantenerse a resguardo.

La campaña abrió un necesario debate social y ya alcanzó inéditos niveles de visibilidad, pues se han adherido artistas plásticos, dibujantes, escritores, sindicatos, medios de comunicación, organismos de derechos humanos, actores, actrices, cantantes, conductores, familiares de mujeres asesinadas, escuelas de todos los niveles y clubes de futbol.

El detonante de la movilización fue el hallazgo, el pasado 11 de mayo, del cuerpo de Chiara Páez, una adolescente embarazada de 14 años que fue encontrada enterrada en posición fetal en el patio de la casa de su novio.

Las redes sociales comenzaron a colmarse de mensajes de indignación en los que se recordaba que en este país cada 30 horas una mujer es asesinada, lo que convierte a Argentina en el país sudamericano con la mayor tasa de feminicidios y demuestra la ausencia o fracaso de las políticas públicas en la materia.

Escritoras y periodistas organizaron la campaña #NiUnaMenos que fue abrazada de manera espontánea por miles de personas que la replicaron en las redes sociales, en un efecto de bola de nieve, y que mañana tendrá actos no sólo en Argentina, sino en Uruguay y Chile.