Advierte arzobispo peruano que Papa Francisco tomará duras decisiones

El Papa Francisco tomará en los próximos meses "duras decisiones" porque quiere una Iglesia católica austera de "pobres, pero honrados", afirmó hoy el Arzobispo del departamento central de Huancayo, Pedro Barreto Jimeno.

"La Iglesia católica mundial será remecida con decisiones que alcanzarán a los altos cargos de la curia romana y puestos eclesiales tanto en América y en Perú", recalcó el religioso a su retorno de Roma donde se entrevistó con el Papa.

"Esas decisiones muy duras al interior de la Iglesia suponen que no va quedar solamente en bonitas palabras", dijo Barreto Jimeno en diálogo con periodistas.

Según el portal digital del diario Correo, "los cambios anunciados por el Papa y que afectarían directamente a la Iglesia peruana, ocurrirían en el mes de octubre".

"Trascendió que el cardenal Juan Luis Cipriani habría perdido la confianza papal por los conflictos judiciales con la Universidad Católica por la posesión de bienes y su decisión de no permitir la enseñanza de teología en dicho centro", indicó Correo.

Barreto, con nueve años al frente del arzobispado de Huancayo y en su calidad de miembro del "Pontificio Consejo de Justicia y Paz" del Vaticano, al ser consultado sobre sus posibilidades para convertirse en el nuevo cardenal del Perú, dijo que no habló de ese tema.

Pero aclaró que "si él el Papa Francisco dice otra cosa obedeceré con humildad".