Traspasa el emir de Qatar el poder a su hijo Tamim

El gobernante de Qatar ratificó hoy que ha transferido el poder a su hijo de 33 años de edad, el jeque Tamim bin Hamad Al Thani, en un discurso a la nación.

El jeque Hamad bin Jalifa al Thani, quien gobernó Qatar por 18 años, indicó que "a medida que me dirijo a ustedes, declaro que he entregado las riendas del poder al jeque Tamim bin Hamad al Thani".

"Estoy totalmente seguro de que Al Thani estará a la altura de la responsabilidad que asumirá y cumplirá su misión cabalmente", al frente del gobierno del emirato, comentó el jeque Hamad, de 61 años.

Imágenes en directo de la televisión tras el término del discurso mostraron al jeque Hamad y a su hijo sonriendo ampliamente, siendo recibidos con los abrazos tradicionales por dignatarios y miembros destacados de la sociedad de Qatar.

"Dios Todopoderoso es consciente de que no he deseado el poder por el poder, ni he tratado de dimitir por motivos personales, pero siempre primero está el interés de la nación, y el interés ha dictado que abramos un nuevo capítulo", añadió.

El emir entrante ha sido preparado para el cargo desde 2003, cuando su hermano mayor renunció a suceder a su padre en el poder.

"Ha llegado el momento de abrir una nueva página" y "asignar responsabilidades para la próxima generación", señaló el jeque Hamad en su discurso transmitido por el canal qatarí de noticias Al Yazera.

"Nuestros jóvenes han demostrado en los últimos años que son un pueblo con determinación y fortaleza, capaces de acomodar el espíritu a su tiempo, a la plena realización y a sus necesidades, para hacer frente a los desafios...", sostuvo.

En el discurso, el jeque Hamad también pidió a los habitantes de Qatar proteger y conservar su identidad. "Estoy confiado de que ustedes son plenamente conscientes de su fidelidad y de su identidad árabe y musulmana", apuntó.

"Les exhorto a conservar nuestra religión, la identidad árabe y, sobre todo, nuestra humanidad, ya que creemos que el mundo árabe, es un cuerpo humano, una estructura coherente, y que prospera si todas sus partes son prosperas".

Qatar no ha dado ninguna explicación oficial sobre la transición, pero en general se cree que el jeque Hamad sufre de problemas de salud.

El emir no especificó cuándo el cambio entrará en vigor pero un funcionario qatarí aseguró que, una vez anunciado, entraría en vigor inmediatamente.

El emir y el príncipe heredero recibirán a lo largo de este martes, que ha sido declarado fiesta nacional, y de mañana, miércoles, a los ciudadanos qataríes que deseen jurar lealtad al nuevo jefe de Estado.