Proyectado oleoducto Canadá-Texas sin impacto ambiental: EUA

El Departamento estadunidense de Estado divulgó hoy el esperado estudio de impacto ambiental del propuesto oleoducto Keystone XL, que correría de Canadá a Texas, y concluyó que no causaría la emisión de gases de efecto invernadero.

El proyecto de oleoducto, que se ha convertido en un punto de tensión entre Estados Unidos y Canadá, requiere sin embargo ser autorizado aún por la administración del presidente Barack Obama, que enfrenta presiones para su aprobación por parte de los republicanos.

"Es improbable que la aprobación o rechazo de cualquier proyecto de transportación de crudo, incluido el proyecto propuesto, impacte significativamente la tasa de extracción de petróleo o la continua demanda de crudo pesado en refinerías de Estados Unidos", según el estudio.

Canadá, el principal abastecedor de crudo a Estados Unidos, presionó durante la reciente cita ministerial de socios del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) por una respuesta final, sin obtenerla de parte del secretario de Estado, John Kerry.

El oleoducto de la empresa Transcanada trasportaría crudo desde la provincia de Alberta, en Canadá, así como petróleo desde el norte de Estados Unidos, primordialmente a la zona del Golfo de México en Texas.

El líder de la minoría republicana del Senado, Mitch McConnell, llamó este viernes al presidente Obama a evitar más dilaciones y aprobar un proyecto en momentos en que -dijo-- es necesario crear empleos para los estadunidenses.