Alertan continuismo con esposa de presidente panameño como candidata

La elección de la primera dama de Panamá, Marta Linares, como candidata a vicepresidente fue interpretada hoy por la oposición y un diario local como la búsqueda por el continuismo del gobierno y el surgimiento del "Martinellismo".

"Es la pretensión -ya nada disimulada- de la reelección de Ricardo Martinelli (...) no olvidemos que Cambio Democrático (CD) es su partido -y que nadie haría nada por contrariarlo-; que su candidato no es mas que su caja de resonancia", indicó el diario La Prensa.

El rotativo, calificado por el propio Martinelli como "diario de la opo", se refería así en su micro editorial de primera plana a la elección de la esposa del presidente panameño como compañera de fórmula del candidato oficialista, José Domingo Arias.

Linares, una corredora de seguros de 57 años de edad, fue escogida el miércoles como candidata a la vicepresidencia por la derechista alianza del gobernante CD -cuyo máximo líder es Martinelli- y su aliado Movimiento Liberal Republicano Nacionalista (Molirena).

"El señor Arias, tal como lo ha sido hasta ahora, seguirá siendo el vasallo, y la presidencia seguramente se gestionará no en el Palacio de Las Garzas, sino en Altos del Golf (residencia de los Martinelli). Comenzó el Martinellismo", advirtió La Prensa.

De alguna manera los tres candidatos presidenciales rivales de Arias, aunque manifestaron respeto a Linares por su condición de mujer, también consideraron que representa un supuesto intento de Martinelli por mantenerse en el poder más allá de su mandato.

Arias lidera la intención de voto en las encuestas de cara a las elecciones generales del 4 de mayo próximo cuando se escogerá al relevo de Martinelli para un mandato de cinco años a partir del 1 de julio.

"Es el control, seguir controlando la administración pública, entendemos que su candidato a presidente responde al presidente Martinelli y la designación de su esposa igual", dijo el aspirante del izquierdista Frente Amplio por la Democracia (FAD), Genaro López.

El candidato del socialdemócrata Partido Revolucionario Democrático (PRD), Juan Carlos Navarro, consideró que Linares "es más de lo mismo, este país tiene dos caminos muy distintos, el camino de ellos, y el que nosotros estamos ofreciendo".

Por su parte, el vicepresidente Juan Carlos Varela -ex aliado de Martinelli- y candidato de la alianza derechista del Partido Panameñista (PPA) y el Partido Popular (PP) dijo que con Linares se intenta "consolidar un poder político en busca de la protección de un grupo económico".

El candidato a vicepresidente del PRD, Gerardo Solís, planteó que "representa esta designación la voluntad de una persona, el (Martinelli) está tratando de reelegirse en el poder, manteniendo un control absoluto aun después del vencimiento de su término".

En rechazo a los señalamientos opositores, el jefe de campaña de Arias y diputado oficialista José Muñoz, negó que Martinelli esté buscando la reelección y también descartó el surgimiento de una dinastía.

Linares se convirtió en la cuarta mujer en ser electa como candidata a vicepresidente de los siete candidatos (tres independientes) que disputarán la presidencia en Panamá en mayo.