Recordarán al poeta español Claudio Rodríguez a seis años de su muerte

El poeta español Claudio Rodríguez, en el 80 aniversario luctuoso de su muerte, que se cumple mañana, será recordado con una conferencia a realizarse en La Biblioteca Publica de Zamora, España.

Bajo el título "Claudio con los grandes", el catedrático Ángel Prieto L. de Paulae evocará al celebre vate, quien es considerado uno de los autores más destacados de la llamada Generación del 50, por su poesía expresiva y simbólica sobre la naturaleza.

Claudio Rodríguez García, quien nació en Zamora el 30 de enero de 1934, vivió los primeros años de su vida con su padre, quien le inculcó el gusto por la lectura, además pasaba tiempo con su abuela con quien disfrutaba las vacaciones en la finca familiar.

De acuerdo con el portal en Internet dedicado al autor "claudiorodriguez.com", cursó su educación primaria en la escuela de Los Bolos y aprendió literatura, filosofía, latín y francés, gracias a profesores como Ramón Luelmo.

Al morir su padre, cuando Claudio tenía 13 años, se refugió en su herencia, que consistió en una biblioteca conformada por clásicos españoles, textos filosóficos y de poesía francesa.

Tiempo después, asistió al bachillerato en el Instituto Claudio Moyano, de su ciudad natal, e inició la escritura de sus primeros esbozos poéticos.

En 1949 el periódico "El Correo de Zamora", publicó su primer poema "Nana de la Virgen María", indican sus biógrafos en el sitio electrónico "epdlp.com".

En esos años comenzó a escribir los versos que posteriormente formarían parte de "Don de la ebriedad", obra que inauguró una forma de la poesía más emotiva y simbólica.

En 1952, se trasladó a Madrid, España, para cursar Filosofía y Letras en la Universidad Complutense y estableció vínculos amistosos con el poeta Vicente Aleixandre (1898-1984) y con Clara Miranda, con quien contrajo matrimonio posteriormente.

Igualmente, entabló amistad con otros poetas de su generación como Ángel González (1925-2008), Carlos Bousoño (1923), Francisco Brines (1932), Jaime Gil de Biedma (1929-1990), Carlos Barral (1928-1989), Dámaso Alonso (1898-1990) y José Ángel Valente (1929-2000).

Cinco años más tarde, obtuvo el título de Licenciado en Filología Románica. No obstante, tras finalizar su carrera, fue detenido por su participación en distintas actividades estudiantiles de índole antifranquista.

Además de su preferencia por las reuniones literarias e intelectuales, frecuentó mercados, bares, tabernas y otros lugares populares de aquella época, señalan sus datos publicados en el portal "biografiasyvidas.com".

Su segundo libro de poemas titulado "Conjuros" apareció en 1958 y en el conservó el estilo y creatividad que habían sido perceptibles en su opera prima.

En esos años, gracias a Dámaso y Aleixandre, obtuvo una plaza en la Universidad de Nottingham, en Reino Unido y poco después trabajó en la Universidad de Cambridge, donde permaneció hasta 1964.

Un año más tarde regresó a Madrid y publicó su tercera obra poética "Alianza y condena", que realizó en su estancia en el Reino Unido.

En 1971, se publicó el primer volumen de "Poesía" (1953-1966) y cinco años después "El vuelo de la celebración", el cuarto título de su legado poético.

Su "Antología poética", una recopilación general de sus poesías, fue lanzada en 1981 y dos años después surgió "Desde mis poemas", libro galardonado con el Premio Nacional de Poesía, que recopiló toda su obra publicada anteriormente.

A estas obras le siguió "Reflexiones sobre mi poesía", en la que se presentó una visión crítica acerca de sus escritos.

Luego de recibir el Premio de las Letras de Castilla y León, fue elegido miembro de la Real Academia Española de la Lengua, donde ocupó el sillón I en sustitución de Gerardo Diego.

A finales de la década de los 80, fue nombrado Hijo Predilecto de la Ciudad de Zamora y dos años más tarde publicó su último libro poético, "Casi una leyenda".

La vida del poeta español Claudio Rodríguez, quien en 1993 recibió el Premio Príncipe de Asturias de las Letras, concluyó el 22 de julio de 1999.