Analizarán Merkel y Erdogan conflicto armado en Siria

La canciller federal de Alemania, Angela Merkel, se entrevistará aquí el martes próximo con el primer ministro de Turquía, Recep Tayyin Erdogan, para abordar la guerra civil en Siria, informó hoy el portavoz del gobierno alemán Steffen Seibert.

Alemania y Turquía son miembros de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN), que ordenó la instalación de misiles Patriot de Alemania en suelo turco en la frontera con Siria como medida defensiva.

Turquía pidió ayuda a la OTAN por incursiones armadas sirias en su territorio a causa de la guerra civil siria.

La crisis de la divisa turca, la lira, también podría ser tema durante el encuentro de los dos jefes de gobierno.

Erdogan pronunciará durante su estancia en Berlín el mismo martes una conferencia con el título "Turquía, Europa y el Mundo en el Siglo XXI".

Las relaciones entre Merkel y Erdogan han sido tirantes porque Turquía se esfuerza desde hace por lo menos dos décadas en convertirse en miembro de pleno derecho de la Unión Europea, mientras que la canciller federal se opone debido a las diferencias culturales y religiosas entre los dos países.

La visita se producirá en momentos en que el banco central de Turquía aumentó en forma sin precedentes las tasas de interés para detener la caída de la lira turca. Las tasas fueron incrementadas este miércoles de 4.50 a 10 puntos porcentuales durante una sesión de emergencia en ese banco en Ankara.

Es la tasa de interés más alta en Turquía desde 2010. El alza de la tasa dirigente de interés era una medida necesaria desde hace un tiempo porque la moneda turca había estado cayendo en forma continua, al igual que otras monedas de países emergentes, pero la de Turquía fue la más afectada.

La sorpresa en los mercados internacionales provino este día de la repentina y fuerte alza de la tasa de interés turca sin que se llevara a cabo un aumento gradual.

En los mercados internacionales hay una corriente de opinión que considera que la medida puede ahuyentar de Turquía a los inversionistas.

El aumento de la tasa de interés repercute en el precio al que se pueden concertar créditos, por ejemplo los que toman las empresas para invertir en la creación de puestos de trabajo, en equipo o para aumentar la producción.

Esa elevación de la tasa dirigente impacta también en la inflación y en el consumo. La medida es un arma de doble filo porque si bien podría detener el desplome de la lira, encarecerá otros rubros de la economía turca.

La imagen del gobierno de Erdogan ha resultado enturbiada en el último tiempo por el escándalo de corrupción en el sector público, que ha sido encarada por el jefe de gobierno con destituciones relámpago de fiscales y policías turcos que empezaron a investigar.

Dos fiscales más que estaban vinculados a las investigaciones judiciales fueron este miércoles retirados de su cargo de manera repentina.

Uno de ellos, el fiscal Celal Kara, ordenó las razzias el pasado 17 de diciembre cuando fueron detenidos más de 50 sospechosos, cercanos al partido gobernante AKP, del que Erdogan es presidente.

El gobierno de Erdogan trató de que se aprobara un proyecto de ley en el que se recortaban de las competencias del poder judicial turco. La Unión Europea protestó en numerosas ocasiones y el gobierno de Erdogan congeló por lo pronto la iniciativa.

El primer ministro turco ve en el escándalo una conspiración para quitarlo del poder.