Llaman al diálogo en Ecuador para poner fin a protesta de médicos

La Asamblea Nacional de Ecuador llamó hoy al diálogo para poner fin a las protestas de cientos de médicos contra el Código Penal, tras advertir que el texto de la ley ha sido desvirtuado con fines políticos.

La presidenta del poder Legislativo, Gabriela Rivadeneira, dijo que se debe mantener un diálogo "permanente" con el sector de la salud para buscar una solución al alzamiento, tras recordar que en seis meses la norma entrará en vigencia.

"Es responsabilidad de la Asamblea el no permitir que argumentos sensibles como es el de la salud sean manipulados y usados para convocar a movilizaciones que tienen por detrás intereses políticos", sostuvo Rivadeneira.

Recordó que el artículo cuestionado establece que "será sancionado con pena privativa de libertad de tres a cinco años (por mala práctica profesional) si la muerte se produce por acciones innecesarias, peligrosas e ilegítimas".

Sin embargo, aseguró que "maliciosamente se cambió la letra E por O, poniendo en consideración que cualquier médico puede ser juzgado por alguna de esas tres características", lo que exige un rechazo por parte de la Asamblea Nacional.

Para presionar una revisión a la norma, los médicos comenzaron a renunciar de manera gradual, ante lo cual el presidente de Ecuador, Rafael Correa, anunció que acudirá a especialistas extranjeros en caso de una crisis en el sector.

La asociación que agrupa a los trabajadores de la salud en Ecuador considera que el artículo del Código Penal en el cual se sanciona los errores en el ejercicio de la profesión, los perjudica por el riesgo que implica su labor.

El presidente de la Comisión de Justicia, Mauro Andino, aclaró que el artículo no está dirigido a los médicos y que "los dirigentes lo están manipulando para generar el caos o pretender desestabilizar el sistema democrático del país".