Pueblo Mágico de Parras refrenda tradición de Feria de la Uva y Vendimia

Pueblo Mágico de Parras refrenda tradición de Feria de la Uva y Vendimia

Con la Feria de la Uva, en su 72 edición, y las fiestas de La Vendimia o San Lorenzo, este Pueblo Mágico, en el sur de Coahuila, refrenda sus tradiciones que atraen la atención de sus habitantes y...

Con la Feria de la Uva, en su 72 edición, y las fiestas de La Vendimia o San Lorenzo, este Pueblo Mágico, en el sur de Coahuila, refrenda sus tradiciones que atraen la atención de sus habitantes y turistas durante el mes de agosto.

Sobre esta serie de festividades, Miguel Echavarría Neira, director de la Oficina de Convenciones y Visitantes de Parras, relató a Notimex todo lo que representa esta celebración en torno a la uva en esta ciudad, justo donde se erigió la primera empresa vitivinícola del Continente Americano, en 1597, Casa Madero.

“La Feria de la Uva, tiene 72 años de tradición, una de las más antiguas del estado de Coahuila, y la realzan mucho las fiestas de La Vendimia, son las fiestas temáticas donde cada vinícola hace una comida, una cena temática, donde ofertan y ofrecen su gastronomía con sus deliciosos guisos”, aunado a su ceremonia de pisado de la uva, como se hacía en tiempos antiguos, resaltó.

Lo mismo se puede degustar un borrego a la griega, carne asada, chiles pasados, asado de puerco, entre otros platillos de esa región coahuilense, a unos 150 kilómetros de la capital Saltillo.

Señaló que la Vendimia con más tradición es la de Casa Madero, se celebra el 9 y 10 de agosto; “el 9 al caer el sol, se celebra una misa de Acción de Gracias, debido a que las cosechas han levantado la mayor parte de los frutos de esta vinícola”.

Al terminar la misa, un grupo de danzantes (matachines), con sus trajes multicolores y al son de navajas y de tamboras, bajan desde el Cerro de la Cruz, que está ubicado en frente de Casa Madero, llegan formando una serpiente, una línea con puras antorchas, con un espectáculo que se puede observar en Parras al oscurecer.

“El simbolismo de esta actividad es agradecer y despertar las tierras para las cosechas que se avecinan, más de 100 matachines se dirigen a la explanada de la hacienda, donde los esperan unas enormes fogatas, alrededor de ellas danzan con sus mejores pasos”, prosiguió.

Expuso que “para todos los grupos de danzantes es el evento más importante durante el año, para demostrar sus habilidades; posteriormente se hace la tradicional pólvora de fuegos artificiales, se hace una verbena popular”.

Al interior de la bodega Casa Madero se ofrece una cena, para todos aquellos amantes del vino que desean pasar la vivencia de La Vendimia, con maridajes entre platillos preparados ahí, por los chefs de la empresa vinícola y acompañados del buen vino.

Durante el día 10 es el tradicional desfile, donde la Reina –Betty Primera-, acompañada de sus “vendimiadoras” y “Dios Baco”, sale desde el centro histórico de Parras, dirigiéndose a la explanada de Casa Madero, entra en un colorido guayín, como carro alegórico y estirado por un buey.

“Es el sitio donde se lleva a cabo la tradicional molienda de uva, donde el Dios Baco con sus vendimiadoras plantan los frutos y hacen la representación de cómo antes se hacía el vino”, refirió el titular de la Oficina de Convenciones y Visitantes.

Posteriormente a ello, mencionó, “hay también una misa de agradecimiento y culmina con una suculenta comida dentro de la bodega, entonces son los días donde Parras vive toda su experiencia, su magia, toda su cultura”.

“Para todos los parrenses es un placer visitar año con año esta Vendimia y por supuesto está la Feria de la Uva, del 4 al 20 de agosto, donde van a encontrar diversos tipos de gastronomía, juegos mecánicos, bailes populares, desfiles y diferentes artículos de la localidad”, señaló.

Apuntó que esta festividad “es una tradición ya de 72 años, que en los últimos años las han resaltado las bodegas de vino, porque no nada más Casa Madero hace su fiesta de la Vendimia, porque también continuamos con Bodegas Rivero González, Viñedos Don Leo, Hacienda Antigua El Perote, Hacienda Prudenciana, Hacienda San Marqués”.

“Cada quien tiene un día distinto para hacer una fiesta temática, donde ofertan sus vinos y su gastronomía, estas fiestas y estas tradiciones consolidan a Parras como el destino enológico más visitado en el norte de México”, consideró Echavarría Neira.

En Parras, “toda la temporada vacacional –de verano- esperamos recibir 60 mil turistas, la ocupación en estos fines de semana está al 100 por ciento, entre semana casi llegamos al 50 por ciento”, comentó.

“Este año sentimos que vamos a sobrepasar esa meta debido a que cada vez la promoción que se hace a nivel nacional, se concentra en lo enológico, en las vendimias”, estimó.

“Parras se destaca por ser la cuna de toda la vitivinicultura en toda América y la gente viene con toda esa alegría de conocer el primer lugar donde se produjo el vino en toda América”, resaltó.

En este contexto, el director de Casa Madero, Daniel Milmo Brittingham, recordó que la empresa, fundada el 19 de agosto de 1597, “es la vinícola más antigua de América".

“Aquí en este lugar, cuando éramos colonia española, los conquistadores, buscando más minerales o minerales que habían encontrado en Zacatecas, en el sur de Coahuila, norte de Zacatecas, encontraron oro y plata, esas minas hoy en día siguen activas y funcionando”, expuso.

“En busca de más de eso, en sus conquistas llegaron a estos valles a las faldas de lo que es hoy en día Valle de Parras, no encontraron lo que buscaban, el oro y la plata, pero sí encontraron agua que corría naturalmente a las faldas de las montañas y manantiales y ojos de agua”, dijo.

“Esa cantidad de abundancia de agua les permitió regresar y hacer asentamientos y en estos arroyos que ya estaban aquí, antes de que los españoles llegaran, había ya vida silvestre, había plantas nativas de uva”, refirió.

A los conquistadores, agregó, “la naturaleza misma les estaba indicando que tenían las condiciones adecuadas para cultivar la uva, posteriormente años después regresaron a hacer un asentamiento más formalmente a este lugar donde estaban los ojos de agua”.

“Años después se integró también la Compañía de Jesús, una misión de jesuitas y ellos fueron los que trajeron las uvas desde Europa para empezar a cultivar la uva en Parras”, indicó.

“Un señor se ubicó a ocho kilómetros de Parras, había otro ojo de agua en San Lorenzo, se llamaba Lorenzo García y le pidió permiso a la corona española de establecerse aquí”, expuso.

“El permiso oficial está fechado el 19 de agosto de 1597, esa es la fecha de la fundación de la bodega Casa Madero y es desde entonces se produce uva en este Valle de Parras, lo que nos hace la vinícola más antigua del Continente Americano, este año estamos festejando 420 años de la Casa Madero”, destacó.

“Esta bodega ha tenido 10 diferentes dueños, la familia Madero la adquiere en 1893, ha sufrido altibajos la empresa, inclusive hay inventarios de muchos años antes, había muchos más viñedos de los que tenemos”, rememoró Milmo Brittingham.

“Ahorita tenemos alrededor de 350 personas trabajando en todo lo que es la empresa, viñedos, la parte administrativa, bodega, la parte comercial, se producen principalmente vinos de mesa o destilados”, manifestó.

Publicada en la dirección url http://www.20minutos.com.mx/noticia/255143/0/pueblo-magico-de-parras-refrenda-tradicion-de-feria-de-la-uva-y-vendimia/ accede a la noticia online capturando este código en tu móvil Código QR