El Gobierno mantiene abiertas todas las líneas de investigación

El Gobierno mantiene abiertas todas las líneas de investigación

  • La explosión ocurrida el jueves en la sede central de Pemex es la peor tragedia que sufren instalaciones de la empresa este siglo.
  • Murillo aseguró que "en horas, o en días" se tendrá "la certeza de lo que pasó".
  • "No vamos a parar de buscar. Están apuntalando para entrar en la última zona".

El procurador general de la República, Jesús Murillo, descartó este viernes en rueda de prensa que el estallido que tuvo lugar en el complejo administrativo de Pemex fuera una implosión, al tiempo que aseguró que "en horas, o en días" se tendrá "la certeza de lo que pasó".

"No se ha descartado nada" al respecto Murillo, quien se mostró cauto a la hora de avanzar informaciones hasta no tener analizados los diferentes documentos de peritaje, señaló que "no se ha descartado nada" al respecto y que las labores de búsqueda continúan.

Añadió que unas 2.500 personas han participado en las labores de búsqueda y señaló que "una muy buena parte de ellos" siguen en estos momentos trabajando.

"No vamos a parar de buscar. Están apuntalando para entrar en la última zona. No queremos otra víctima", dijo el procurador, quien negó que se hubieran encontrado indicios de fuego en algún lado.

"Sería verdaderamente grave que yo empezara a adelantar cosas porque me las imagino. No vamos a hablar de lo que nos imaginamos sino de lo que tengamos certezas. En el momento en el que estemos ciertos y seguros, los convocaremos y se los haremos hacer", zanjó Muril

La explosión ocurrida el jueves en la sede central de Petróleos Mexicanos (Pemex) es la peor tragedia que sufren instalaciones de la empresa este siglo, pero no es la más grave en la historia reciente de esta firma pública.

Según el último dato oficial, la explosión que sufrió la sede corporativa causó 33 muertos y 121 heridos. Aún no se han establecido las causas, aunque las hipótesis apuntan hacia un accidente de origen todavía desconocido.

Cronología de los accidentes más graves sufridos por Pemex:

- El 18 de septiembre de 2012 se registró una explosión y un incendio en la en una planta de gas de Pemex Exploración y Producción (PEP) ubicada a 19 kilómetros de Reynosa, en el nororiental estado de Tamaulipas, que dejó un total de 30 muertos y decenas de heridos.

- El 19 de diciembre de 2011 una fuga de combustible provocó una explosión y un incendio en un oleoducto de Pemex en la población de San Martín Texmelucan, en el estado de Puebla, que dejó 30 muertos y 52 heridos, además de 5.000 evacuados y 80 casas afectadas.

- El 23 de octubre de 2007, dos plataformas marinas chocaron en el Golfo de México y dejaron 18 muertos y dos desaparecidos, además de producirse una de las mayores fugas de crudo de un pozo petrolífero.

- El 17 de octubre del 2006 la explosión e incendio del buque tanque Quetzalcóatl, anclado en la Terminal Marítima de Pajaritos, dejó ocho muertos, un desaparecido y 14 heridos.

- El 18 de noviembre de 1998, el choque de dos helicópteros que transportaban personal de Pemex a las plataformas petroleras en las costas del estado de Campeche, en el Golfo de México, dejó 22 muertos.

- El 22 de abril de 1992, en Guadalajara, capital del estado de Jalisco, una fuga de gasolina de un ducto de Pemex se vertió al subsuelo y al sistema de drenaje, lo que causó una explosión que dejó unos 210 muertos.

- El 19 de noviembre de 1984, en la peor tragedia en la historia de Pemex, la explosión de un depósito de gas en San Juanico, en el Estado de México, vecino al Distrito Federal, dejó, según fuentes oficiales, medio millar de muertos, aunque de manera extraoficial se habló de más de 2.000.

Según los reportes, una fuga de gas provocó una explosión en cadena de varios de estos depósitos que generó una bola de fuego de centenares de metros en una zona muy habitada.

Publicada en la dirección url http://www.20minutos.com.mx/noticia/1799/0/investigacion/explosion/torre-pemex/ accede a la noticia online capturando este código en tu móvil Código QR